Origen

Existen varias versiones sobre el origen del tereré:

Una de ellas se remonta a la época de la Guerra del Chaco (1932-1935), donde cuenta que las tropas bebían el mate frío para no encender fogatas que delatarían sus posiciones en combate.  Luego fue tornándose cada vez más popular entre los veteranos del Chaco, y de a poco fueron introduciendo esta costumbre a lo cotidiano. Era llamado de tereré, en referencia al sonido de los tres últimos sorbos.

Algunos piensan que el origen del tereré está relacionado con los mensú (esclavos  de los yerbales del Paraguay y noreste de Argentina hasta mediados del siglo XX). Éstos eran brutalmente torturados si vistos haciendo fuego para preparar el mate, así que comenzaron a tomarlo frío. Entonces, se presume que los mensú, entrando en las filas del ejército paraguayo fueron los que introdujeron la costumbre en las trincheras de la guerra.

En otra versión explica que el tereré ya era ingerido por los indios Guaraníes, y que en el siglo XVII los Jesuítas aprendieron con ellos las propiedades y costumbres de tomar ésta bebida hecha de yerba mate (ka´a en guaraní). Los jesuítas apreciaron el tereré por ser refrescante y vigorizante.

Anuncios